Diabetes, enfermedad silenciosa que avanza en la entidad

Según el reporte epidemiológico de la Secretaría de Salud, en lo que va del año se han registrado en el estado más de mil 800 nuevos casos de personas con diabetes mellitus, enfermedad relacionada con la obesidad y el sedentarismo, y la principal causa de muerte en el país.

Además de la alta tasa de mortalidad, la diabetes puede dañar diferentes órganos, como  los ojos, con disminución progresiva de visión que puede desembocar en ceguera; a los riñones, con pérdida creciente de la función renal que puede terminar en diálisis; al sistema nervioso periférico con alteración de la sensibilidades de los miembros inferiores, lo que supone un grave riesgo de úlceras y amputaciones; e inclusive impotencia sexual.

De acuerdo con la Dirección General de Epidemiología, este año en el estado se han registrado 1,808 casos de diabetes tipo 2 o no insulinodependiente, de los cuales 1,045 son mujeres y 763 hombres. Asimismo, de diabetes tipo I o insulinodependiente, hay registro de tres nuevos casos de mujeres y uno de hombre.

El médico Gabriel Jiménez explicó que la diabetes mellitus es una enfermedad que se produce cuando el páncreas no puede fabricar insulina suficiente o cuando no logra actuar en el organismo porque las células no responden a su estímulo.

“Es una enfermedad de por vida o crónica, por la cual en la sangre hay un nivel alto de azúcar o glucosa, y debido a que éste mal puede empezar rápidamente, los síntomas son graves y las personas deben ser hospitalizadas”, añadió.

Finalmente, sostuvo que para prevenir el padecimiento es recomendable tener hábitos alimenticios saludables, hacer ejercicio de forma regular para evitar el sobrepeso, reducir la ingesta de comida con azúcar refinada y hacerse chequeos médicos regulares.

José Villegas

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.